Estándar

Dios me libre de una vida estándar,
con fotos estándar,
vacaciones estándar,
opiniones estándar,
con gustos estándar que se satisfacen en el mall.

Dios me libre incluso                                                                                                                                       de concebir a un dios promedio
que recibe peticiones                                                                                                                                   sacadas de catálogo de supermercado

Que me libre también
de querer salir del estándar de manera común.
de quejarme sin gracia
de creer que si, cuando no.

Dios me ayude
a dejar de pedir ayuda de manera promedio
pero,
por sobre todo
líbrame de creer que soy distinto
cuando solo disfrazo mi personalidad estándar
bajo capas de cosas
que no son yo.

Anuncios