Temperance

Día 14.

Avanzas escoltado. Te abren camino, te cuidan la espalda. Un ejército celeste está a nuestra disposición cuando necesitamos ayuda, de la misma forma en que nosotros debemos estar disponibles para cuando nos toque ayudar. Ángeles resguardados por ángeles.

Somos seres espirituales en una experiencia terrena. La templanza es divina, su naturaleza es sutil, pero está enraizada en la madre tierra. Sus pies contactan con este mundo, ha decidido desempeñar su labor lumnisosa entre nosotros.

No olvidemos que nuestra naturaleza es divina, que todos tenemos alas, que tenemos que bendecir la tierra que tocamos en este peregrinaje celeste.

Sanarnos en nuestra responsabilidad, lograr un equilibrio, transitar por la vía media. La Templanza nos invita a aclarar las aguas, a ponerlas en movimiento, a contactar con nuestras emociones y limpiarnos en el proceso.

Yo Soy el ángel de la sanación, siempre presente, siempre contigo, pero estoy para ayudarte. El trabajo debes hacerlo tú.

  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s